LAS MUJERES ACADEMICAS CUBANAS: FRUTO GENUINO DE LA REVOLUCION Y DE LA OBRA DE FIDEL.

13 Agosto 2020

En el cumpleaños 94 de Fidel, las mujeres científicas y académicas somos también de las agradecidas. Agradecemos infinitamente las oportunidades a la inteligencia, a los talentos, desde los todos los estratos de la sociedad cubana, hijas de campesinos, de obreros, de maestros. Fuimos las alfabetizadoras, luego nosotras mismas las maestras y luego se abrieron los horizontes para estudiar en las mejores universidades de Cuba, de Europa (y no solo de los países socialistas), hicimos maestrías, doctorados, posdoctorados y todo gratis, con una salud también pública y gratuita garantizada para todos y todas.
Fidel, hombre visionario y hacedor de sueños, desde 1960 avizoró que había que sembrar ciencia en esta Isla, con pocos recursos naturales, había quien, en primer lugar, formar recursos humanos, capital humano, en todas las esferas de la educación, la salud, ¡para la ciencia!, y asi mismo vaticinaba: “Vamos a llenar la isla de una Pléyade de científicos”
En esas tempranas fechas de la Revolución cubana, cuando no se hablaba ni de género ni de inclusión social, ni siquiera de equidad, el supo ver las injusticias, las tristes desigualdades, la miseria y la pobreza y luchó toda su vida por combatirlas en Cuba y en el mundo, siempre con la convicción de que un mundo mejor es posible.
Hoy, 13 de agosto de 2020, en medio de una situación tremenda mundial provocada por la Pandemia, si Cuba está enfrentando la COVID19 , lo está haciendo con los productos de la ciencia cubana, con aquellos científicos y científicas que en 6 décadas se formaron y fundaron instituciones de nivel mundial, conectados con lo mas avanzado de la ciencia mundial y produciendo resultados, nuevos conocimientos, tecnologías y producciones que garantizan hoy la soberanía y la independencia y, lo mas importante, salvar las vidas.
Las mujeres científicas somos mas del 60 % en el sector de la ciencia y la tecnología, y en la Academia de Ciencias de Cuba somos el 34 % - posiblemente la más alta en el mundo.
Fidel: las agradecidas, las mujeres académicas hoy te recordamos y te llevamos en nuestros corazones, con el compromiso de ser continuadoras de tu obra.

  • Misceláneas